La Escritura – Los 7 Escalones – 7. El diálogo

En esta lección:

  • ¿Qué lo debe motivar?
  • Estética y carácter del diálogo
  • Construcción del diálogo
  • Diálogo teatral ¿Cuándo usarlo?

Resumen de la lección

De los elementos que tiene el guion, el diálogo es el más intangible de todos, pero también el más bello. Es aquí donde, como escritores, nos encontramos con la esencia de nuestra alma. No hay una fórmula exacta que determine lo que es un buen diálogo, pero si existen unas claves que facilitarán la tarea.

Como seres humanos, cada vez que decimos algo, lo hacemos movidos por una necesidad. A veces son necesidades ocultas que nos da pudor decir en voz alta o incluso puede pasar que no conozcamos la verdadera necesidad detrás de lo que decimos o, decimos una cosa cuando en realidad queremos otra.

Por eso para escribir el diálogo de nuestro guion debemos entender cómo funcionamos los seres humanos y ser muy sensibles a lo que dicen nuestros personajes. Recordemos que el diálogo debe ser motivado por las necesidades del personaje y no del escritor. Cuando es el escritor el que habla a través del personaje, el espectador se desconecta.

Un diálogo es bello cuando obedece al carácter de quien lo pronuncia y se diferencia del diálogo de todos los demás personajes. Estos diálogos son como los de la vida real, hay silencios, interrupciones, lapsus, segundas intenciones. Para lograrlo debemos convertirnos en ese personaje y obligarnos a hablar como él lo necesita. Escuchemos mucho a otras personas para saber cómo hablan. Admitamos que somos todo, que dentro de nosotros vive el bueno, el malo, el héroe, el asesino o la prostituta y que para poder mostrarlos tenemos que hacer una introspección de nuestra alma y darles una voz propia.

La construcción del diálogo se basa en tres aspectos, cultura, escolaridad y condición social. Estos elementos los hemos decidido al momento de diseñar el personaje y son los que definen cómo habla. Otro aspecto que marca al diálogo es la relación de poder entre los personajes. No hablan de la misma manera cuando están con su familia y amigos a cuando están con sus jefes o subalternos.

Hay una gran diferencia entre el diálogo teatral y el diálogo audiovisual. El diálogo teatral es explícito, pues el actor es el que porta toda la información y es el que tiene que darnos toda la información sobre lo que está pasando. Aunque este tipo de diálogo no es muy recomendable en lo audiovisual, eventualmente hay momentos en los que el personaje puede decir todo lo que piensa a causa de la compresión afectiva a la que lo hemos llevado. Son situaciones extraordinarias, que pueden llevarnos a escenas extraordinarias.

Pero un diálogo mal utilizado se puede convertir en la herramienta más peligrosa de nuestro guion cuando lo usamos para resolver todos los problemas de comunicación. Aquí encontramos el diálogo explícito, increíble, de exposición,

Para reflexionar y hacer

  • Alcides (50) lleva 20 años de casado con Ligia (42), la relación ya está cansada, tienen 3 hijos, pero la monotonía y la cotidianidad los secaron. Alcides, abogado, se ha enamorado profundamente de una practicante de 24 años y esta noche, en medio de la cena, los hijos no están, Ligia le pregunta a Alcides el en donde estaba esa tarde. Lo que ha pasado y que él no sabe es que Ligia lo vio tomando vino en un bar mientras se suponía que él estaba en una audiencia. Alcides miente y Ligia le hace creer que le cree, ella va al baño y desde allí le manda al WhatsApp una foto tomada por ella durante el encuentro de él y la muchacha. Al salir del baño lo ve mirando la foto. Escriba el diálogo de lo que pasa a continuación.

Lecturas de Apoyo

Descargue aquí el capítulo del libro de ejercicios: 15. La Escritura – Los 7 Escalones – 7. El diálogo